Sala de Prensa: Noticias
(05-12-2016)

MÁS DE 200 FIGURAS COMPONEN EL TRADICIONAL BELÉN DE IBERCAJA

Se inaugura hoy lunes, 5 de diciembre, en la oficina principal de Zaragoza y, como en años anteriores, se espera que reciba 1.500 visitas cada día • Ibercaja renueva así el compromiso con la sociedad en la que su Belén, con más de 30 años de historia en la sede central, forma parte de la ruta de la Navidad zaragozana • Uno de los tres Reyes Magos recogerá las cartas de los niños desde el 27 de diciembre

Zaragoza.- Ibercaja inaugura el periodo navideño con la instalación de su tradicional belén en el patio de operaciones de su oficina principal, en la plaza Basilio Paraíso de la capital aragonesa. Los zaragozanos y visitantes podrán visitarlo desde este lunes, día 5, hasta el 6 de enero, día de Reyes. A partir del día 27, un Rey Mago atenderá la ilusión de los niños recogiendo sus cartas. 

La tradición de la instalación del Belén en Ibercaja está consolidada. Se inició en los años 50 en la oficina de San Jorge, y desde los años 80, ya en su ubicación actual, ha ido creciendo cada año. Ocupa 50 metros cuadrados en su estructura, en forma de escalera, lo que permite aprovechar al máximo el espacio de exposición y la sensación de perspectiva. Está construido para ser visto en todo su perímetro, tanto desde el interior de la oficina, en horario de atención al público, como a través del escaparate exterior, las 24 horas del día. 

Cuenta con más de 200 figuras de la escuela castellana, de Olot, murcianas y andaluzas. La arquitectura es de estilo renacentista inspirada en localidades como Albarracín, San Juan de la Peña o Tarazona. Además cuenta con un pozo de 180 litros de agua con entrada y salida, sonido idéntico al que se escucha cuando se está al lado de un río real y potente iluminación que enfatiza los espacios y grupos de figuras. Se han utilizado más de 20 sacos de arena, 7 de yeso, 35 cajas de musgo y una cuidada y estudiada ambientación vegetal, destacando los “bonsáis de olivo”. 

El portal de la composición simula un viejo establo derruido en el que María, José y el niño buscaron cobijo en Nochebuena. El portal, novedad del año pasado, tiene una construcción enriquecida con delicadas piezas de madera, luz armónica y cuidadosos detalles que transmiten una gran calidez.

Todo esto es posible gracias al esfuerzo de profesionales de distintos gremios: ebanista, ayudante de carpintería, fontanero y electricista, que durante meses cuidan detalles fundamentales como la vegetación, luces o el movimiento de los dos ríos y la noria, para que todo funcione a la perfección. 

Asimismo, como cada año, un Rey Mago estará situado al lado del nacimiento y recogerá las cartas de los pequeños que se acerquen hasta allí. Los más jóvenes podrán traer sus cartas los días 27, 28, 29 y 30 de diciembre y los días 3, 4 y 5 de enero, de 11,00 a 14,00 horas.
 
 
 
Volver